miércoles, agosto 10, 2011

Moda de Buffet

Si alguno ha estado últimamente en un hotel con desayuno tipo buffet, habrá reparado en que el asunto del vestir se nos ha ido de las manos.

En el caso de los hombres hay pocas variaciones: los hay que van directamente con el bañador y el resto va con bermudas o piratas más o menos horteras, con especial profusión últimamente de los camuflajes y los tejidos muy arrugados. Respecto a la parte superior, la variante es el polo o la camiseta, donde los más "glamourosos" no dudan en cascarse la camiseta fosforita del Barça de hace un par de temporadas o la camiseta de Villa de la selección.

Pero son las mujeres las que despliegan un abanico de posibilidades casi infinito para tapar, aunque no todas lo consiguen gracias a las transparencias, ese sujetador y braga que no importa que les veamos y que se conoce vulgarmente como bikini.

Por acotar un poco el asunto, en mi última incursión en un desayuno buffet ,del que aún me estoy recuperando, he identificado las siguientes variantes:

Modelo Saco - Este es el modelo preferido por las abuelas. Se trata de una camisola de algodón enorme, de color chillón y dibujo infantil ridículo, tipo el Diablo de Tasmania en monopatín o Piolín en moto. Este modelo se caracteriza por tener 3 agujeros enormes intercambiables donde las abuelas introducen su cabeza y extremidades superiores, de tal modo que al levantar el plato para cazar la tortita recién hecha, dejan ver por su sobaco un bañador de estampado imposible y unos pechos que ya no se atreven a desafiar ninguna ley, ni siquiera la de la gravedad.

Modelo Vintage - El año pasado se llevaban los vestidos largos, con escote palabra de honor y estampados de flores.Sólo te compraste 3 vestidos de estas características, pero resulta que este año se llevan los vestidos cortos, con cuello de pico, por encima de la rodilla , lisos y con colores pastel. Pues bien tienes 3 vestidos perfectos para utilizarlos como modelo vintage en el buffet. No hay como pasarse por un buffet para hacer una antología de las tendencias de años precedentes. Y es que algunas mujeres, en vez de tirar la ropa pasada de moda dan un paso previo: " lo dejo para ir a la playa"

Modelo Étnico - Estos se adquieren por la mañana en la playa a los mismos que por la tarde te venden las Ray-Ban en el paseo marítimo . Son camisolas de color liso, con aberturas laterales y escote de pico pronunciado, con "ricos" bordados de tipo moruno alrededor del escote y las citadas aberturas (ver foto adjunta). Madres, hijas, cuñadas y nueras adquieren diferentes modelos , con especial cuidado de no repetir modelo entre ellas. Sin embargo, no pueden evitar que la mañana siguiente en el buffet se produzca tal repetición de modelos, que los maridos llegan a perder la pista de cuál es su respectiva, perdidas en la cola de la tostada (qué lentitud por Dios la de esto cacharros) entre otras 5 señoras con un modelo étnico verde exactamente igual al suyo.

Modelo Tribal - Viene a ser una variante del anterior y con similares características en cuanto a su adquisición, que estuvo de moda antes que los de inspiración moruna y que se caracterizaban por unos estampados imposibles, de origen africano, tipo los vestidos de Pajín y de la Vega en Maputo. Alguna adquirió más de uno de estos en los albores de la década y aún resiste sin dejarse embaucar por los morunos.

Modelo Pareo - Básicamente consiste en coger una sábana estampada y atársela alrededor. En general la moda de pareo viene de esos países del tercer mundo con hoteles super lujo, donde los occidentales vamos de luna de Miel y nos traemos el pareo local. La cuestión es que mientras que allí las variantes con un pareo son casi ilimitadas, cuando llegas a España sólo eres capaz de atártelo a modo de toalla.

Modelo Ibicenco - Aquí se trata de vestirse cual santera de la República Dominicana, con trapos blancos , ropa con volantes, muchos agujeritos y ganchillo tipo el que hacían las abuelas para los tapetes del sofá. Esta ropa siempre se transparenta, con lo cual es claramente un sí pero no, ya que deja claramente a la vista el bikini o bañador.

Modelo Perroflauta - Aquí me estoy refiriendo a gente que no es perroflauta, ya que estos no van a hoteles con buffet sino a tiendas de campaña Quechua en recónditas calas nudistas. Es una variante del modelo vintage pues se trata de gente que en veranos anteriores ha estado en lugares frecuentados por perroflautas, tales como Menorca, Formentera o Caños de Meca , y en las tiendas y mercadillos donde éstos se abastacen, se ha hecho con modelos de este tipo. Son esos pantalones con la entepierna a la altura del gemelo y esos pañuelos a lo pirata en la cabeza, que en este caso no recogen ningún tipo de rasta. Cuando te pones un modelo de este tipo el año siguiente en un resort de 5 estrellas, no te extrañes si alguna señora te mira de forma extrañada.

Modelo Vacaciones en el Mar - Esta es gente que sigue en el Hola los modelos de Leticia y las infantas durante las regatas de la Copa del Rey de Mallorca, y aunque todo lo navegable que tiene es una colchoneta del Telepizza, adopta los modelos naúticos como si tuviera al Aifos esperándole en el muelle. Pantalones o shorts blancos, que a diferencia de los ibicencos no transparentan, polos marineros y zapatos naúticos son las señas de identidad de este modelo.

Modelo me Voy a Hacer la Calle - Ganándole terreno a los anteriores y pisando muy fuerte en según qué playas, viene este modelo caracterizado por short vaquero muy corto y camiseta de lycra muy escotada y apretada, que deja claramente a la vista el avance del moreno en los pechos, a medida que la susodicha va cambiando de bikini hacia modelos más pequeños que permiten ver la zona morena, así como la zona fresa y nata de los mismos. No hace falta decir que este modelo provoca giros sincronizados de cuello en el sector masculino del buffet a medida que la usuaria avanza entre las mesas camino de la cesta de croissants, así como miradas de reprobación entre las usuarias del resto de modelos.

Seguro que me dejo alguno más, pero confío plenamente en los lectores de este blog, inteligentes a pesar de leer esto, y también muy observadores, de modo que lo completen con modelos adicionales.

6 comentarios:

Nana dijo...

Yo no tengo nada más que añadir, sobre todo porque nunca he estado en el buffet de un hotel, pero, eso sí, me he reído un rato.

Anniehall dijo...

Pues yo creo que no te has dejado ninguno. El modelo 'me voy a hacer la calle' poco a poco se va adueñando de todas las facetas de la vida, no solo del buffert de vacaciones. Por desgracia.

Valle dijo...

y que bonita es la variedad!!! Que sería de esos desayunos en los buffets vistiendo todos igual??? A quien criticaríamos??? De quien nos reiriamos?? Por lo pronto esta entrada no existiria y nuestros comentarios tampoco!!!

Viva la república independiente de los buffets!!!!!!!

pseudosocióloga dijo...

¿Y dónde está ese "ressort" cinco estrellas en el que tu estás?...porque eso también es importante, no es lo mismo al norte que al sur, ni al este que al oeste...

Anónimo dijo...

Ahora ya solo falta que clasifique a tu mujer en uno de los segmentos descritos.

Un poquito de auto analisis.

Peter dijo...

Pues en plan auto análisis diría que mi mujer es muy del modelo vintage y mi madre del modelo saco.

Gracias por comentar anyway

Publicar un comentario